Se nos fue el “Viejo” Bossa

May 26, 2016

 

Pausa obligada en la rutina del torneo, en los comentarios semanales, también pausa en el alma y en el corazón de toda la comunidad futbolera, porque se nos fue “El Viejo” Bossa, padre de nuestra querida gerente de Brali, Mariby y, por ende, suegro de quien escribe esta luctuosa nota. 

El dolor nos embarga por todo lo que representó Don Ángel Custodio Bossa Cortina. 

 

Una huella indeleble que se quedara para la eternidad porque fue el patriarca de una  querida familia que, allá en la calurosa y bella Santa Marta, procreo 19 hijos (14 mujeres y 5 hombres) y que levantó sin la más mínima pizca de tristeza o dolor, más bien con la pujanza de un hombre de inexpugnable voluntad . Siempre sus actos estuvieron matizados por una amplia sonrisa porque su alegría y su ejemplo siempre fueron su carta de presentación ante la sociedad. 

 

Una profunda melancolía nos acompaña por esta despedida de “El Viejo” Bossa, como cariñosamente se le conocía. Y no es para menos, el dolor de Mariby, que también es el mío y el de toda su familia, ha sido contundente. Se le recordará por su felicidad al compartir con sus hijos, con sus nietos y bisnietos. 

 

Siempre lo remarcaba. No había mayor satisfacción para él que ver crecer a sus retoños, unidos por una gran amistad, con sus acertados consejos de hombre sabio, con la palabra justa para zanjar cualquier aspereza o alguna inquietud. 

 

Esas vivencias siempre las calificó como la gran recompensa a toda una vida de esfuerzo y dedicación. La familia empezó a crecer y cuando empezaron a llegar los ‘poyuelos’, sintió una enorme alegría porque inundaron los corredores de su inmensa casa, también la terraza, la sala y, en general, todos los rincones de su aposento. Y para completar también vio nacer, crecer y corretear a 13 bisnietos. La familia Bossa es impresionantemente grande, una cosa de locos. Pero él lo disfrutó y se lo gozó como nadie. 

 

Nuestros tres hijos, Nestor, Jota y Luisa Fernanda, frutos de la unión maravillosa con Mariby, los encontró muy lejos en este momento doloroso y junto con el dolor que los embargó, recuerdan con mucha nostalgia las visitas que periódicamente le hacían al abuelo. Y es que ellos adoraban a “El Viejo” Bossa y conservan los mejores recuerdos de su abuelito que siempre los acogió con mucho cariño en su natal Santa Marta, tierra que lo vio luchar y lo vio morir. 

 

“Viejo” Bossa, desde la nevera, que frío sentía cuando venía a Bogotá, ciudad que en varias ocasiones visitó y compartió con la familia Brali, te damos la más sentida de las despedidas. 

 

Te extrañaremos para siempre “Viejo” Bossa. 

 

 

PAZ EN SU TUMBA.


 
La redonda a pesar del dolor que nos embarga seguirá rodando, pero no olviden…

 

JUEGO LIMPIO POR FAVOR.   
 

Please reload